Eres igual a ti, y desigual, lo mismo que los azules del cielo.

Juan Ramón Jiménez


lunes, 12 de marzo de 2012

FIEBRES




Quién acuchilló la flor
soñando teñir
de rojo el rocío

9 comentarios:

El Joven llamado Cuervo dijo...

Un desalmado o un iluso?

MAGAH dijo...

Algunas hazañas no tienen sentido y sí, precios muy altos.

Isabel Martínez Barquero dijo...

Quien usa violencia, se aparta de lo bello y bueno. No existe justificación para la violencia nunca.
Atraviesan estos tres versos, Vera querida, y mucho.
Un beso grandote.

Amanecer Nocturno dijo...

Sólo puedo pensar en Dexter tras ver la imagen, y no te digo nada tras leer el poema xD

Muy bonito, Vera :)

Axis dijo...

Ya no sé quién es quién,
y esa fiebre que no distingue...

Bicos mi querida,
me sacudió,
de intenso y
poético.

Eleanor Smith dijo...

Me gusta. La fotografía me encanta. Tengo una carpeta con imágenes de Sophie. Voy a pasarte algunas.

Un beso o 2 *

Maruja dijo...

UN BELLO VERSO Y UNA LINDA IMAGEN. SALUDOS.

vera eikon dijo...

Y a veces no tienes la sensación de que somos una de esas dos cosas, Joven llamado cuervo...


Sí, Magah, esa flor es un precio muy alto a pagar.


Tienes toda la razón, Isabel. La única violencia: "violencia poética". Cuando una imagen te hiere...Un beso, querida. Gracias por tus palabras.


Espero que no hayas tenido sueños sangrientos, Amanecer Nocturno. No quiero ni imaginarme qué escribirías en ese caso...Bicos!!!


Yo tampoco lo tengo claro, queridísima. Sólo sé que una mano es capaz de todo.Sobre todo si es una mano febril...Besos, beso,(te sacudo a besos...je)

Gracias Eleanor. Las fotos siempre son bienvenidas. Bicos!!!


Me alegra que te guste, Maruja. Un abrazo

jojoaquin dijo...

evocador como un haiku