Eres igual a ti, y desigual, lo mismo que los azules del cielo.

Juan Ramón Jiménez


lunes, 30 de julio de 2012

DOS POEMAS SOBRE MUJERES

Leonora Carrington





A mis queridas amigas Bego Mel y (muy especialmente en el día de hoy) Marta Portas. Ellas saben...




1 DE CADA 100

Existe una mujer
que es precipicio
Los hombres la bordean
debatiéndose entre la fascinación
y el vértigo
99 de cada 100
optarán por darle la espalda
y, como si compartiese genealogía con medusa,
se alejarán evitando volverse a mirarla
Al examen de sus rostros
ella siempre se cuestiona
si ese paso atrás que ya anticipan
será viento para darse arrojo hasta su abismo
o, como habitualmente, el primero de una nueva huída




SOMOS PÓLVORA


Somos pólvora,
es viernes por la noche
y somos pólvora, a punto de estallar
en sonora carcajada,
confesión a bocajarro
o la exaltación del brindis
Aquellos que nos observan
esgrimir sin pudor la sustancia inflamable del verbo
o entrechocar las piedras del corazón
para prender la mecha de una estrella
se apartan a nuestro paso mascullando
“esas mujeres son pólvora”
A nosotras todo esto
no deja de complacernos
porque a ciertas alturas ya intuimos
que si mujer se elige libre
ha de vivir
al borde de la inmolación
o la estampida

19 comentarios:

c c Rider dijo...

A mí que siempre gusté del polvorosa, me es dado disfrutar a veces de esas mieses aireadas, en condición de pasajero aglutino en la mirada encrucijadas, mentes turbadas y fíjate, se acantilan el trago y lo ingrávido sin que nos demos cuenta, bonita dedicatoria Vera. saludos a las tres.

vera eikon dijo...

Y usted sabe bien que siempre es bienvenido, venga solo o acompañado de la muchacha que trae polvo de mar en sus ojos. Por lo que entiendo que ha hecho el tránsito del polvorosa al polvoazul. Pero el mar también es estallido, de espuma y sal y seres que coagulan en sus escamas el cielo. Bueno, en fin, que estas tres damas esperan verles pronto. Avísenme si es que si tienen pensado venir en fiestas!! Bicos e moitos agarimos para os tres, sobre todo na barriga de Betsy!

Axis dijo...

Yo también las celebro,

a las tres!!!

Ya sabemos lo de la distancia, del océano de por medio, y todo eso...

lo que daría por pasar una de esas noches de "mujeres pólvora"!!!

Biquiños mi linda ♥

vera eikon dijo...

Ayyyyyyyyyy!! Ahora tengo nostalgia de lo que nunca fue!! Pero yo espero, para el futuro todo está por decir. Depende de nosotras!!!Bicazos, miña rula!!

Gilberto Cervantes dijo...

Las mujeres libres y propietarias de su orgullo siempre fueron mas atractivas. Las de mente agil, las de verbo feliz, las que no tienen en cuenta el que diran. Por ellas bordeo cualquier precipicio.

Besos y sean felices!

vera eikon dijo...

No dudaba que usted estaría entre ese 1 por 100, Gilberto...¿o es que quizás exageré un tanto el porcentaje...? Pero sí, esas son las mujeres que a mí más me gustan, por eso me junto con ellas. Linda semana para ti. Besos!

Carmela dijo...

Pero el uno por cien, que dá el paso, es el único que merece la pena.
Y sí, esgrimir sin pudor, sin miedo y sin importar el que dirán....que mejor que eso.
Besos, Vera

Darío dijo...

Tengo que hacer un comentario machista, imperiosamente: "dios las hace y el diablo las junta"...pero me encanta...

Sarco Lange dijo...

Para mí la cosa es clara: primero están las muejeres. Después la poesía.Si las mujeres escriben poemas viajo a planetas imposibles en su belleza. Si no lo hacen, espero la muerte en el andén del sufrimiento. Miento, primero las poetisas. Luego la mujer. Porque amo.

bss.

vera eikon dijo...

Supongo que sí, Carmela, pero a veces se dan muchas oportunidades antes de establecer si el susodicho pertenece a ese 1 por 100...Y una de las mejores cosas de ir haciéndose mayor es precisamente ésa, que cada vez menos nos importa el que dirán, lo cual nos hace más libres. Bico, linda!

vera eikon dijo...

No es machista ese comentario, Darío. Por dios estaríamos recluídas en nuestra casa, y así ¿cómo habríamos de juntarnos..?

vera eikon dijo...

Qué encantador y exaltado eso que dices Sarco. Aunque me parece que existen mujeres, que no siendo poetas, son un poema, o hacen de su vida un poema, ese que de vez en cuando necesitamos traer a nuestros labios, y su recitado es puro goce. ...Besos!

ohma dijo...

Muy buenos los dos poemas. Yo creo que los dos son un poco como un reto a los hombres, jejeje. Igual me equivoco, ya sé que muchas veces no doy una.
Me gustaron mucho.
Un abrazo

El hombre de Alabama dijo...

En una época en la que casi todo es ceniza, sois pólvora. Aplaudo eso.

silvia zappia dijo...

libres, por lo tanto, precipicios.

seamos


abrazos, vera*

ana dijo...

me han encantado tus dos poemas... cómo ser mujer y no ser precipicio, y no ser abismo? còmo no ser polvora y chocar las piedras del corazón entre la pasión y el dolor? cómo no dejar de desear ser bordeadas, que un hombre se nos asome y lance su arrojo a estos acantilados.
biquiños, Vera. Siempre te leo

(* dijo...

Y yo volviendo siempre a Clarice... Cómo atruena cuando dice: "me demostraré a mí misma que nada hay que temer, que todo lo que yo sea será siempre donde haya una mujer con mi principio."
Un abrazo, linda Vera.

Garriga dijo...

bien, "al borde de la inmolacion o la estampida" es un poco demasiado para mi, una libre mujer vive en el centro dela libertad, y no hay que sacrificarse nada,
libre y libre
liviana
nada mas.
me gustan mucho, te felicito

David Mariné dijo...

los precipicios con muchas piedras y matorrales y siempre hay que tirarse de espaldas, nunca de cara.
no sé si sois pólvora, pero sé que yo soy marco polo.
besos.