Eres igual a ti, y desigual, lo mismo que los azules del cielo.

Juan Ramón Jiménez


jueves, 21 de julio de 2011

ANDARES




Desde ayer no dejo de acordarme de Helena. Mil veces amada....




Son mis pasos tan huérfanos sin ti
que calzan agujeros y no huellas

He perdido la comba del horizonte
hasta romperme la crisma del corazón
Pero antes he robado un fajo de nubes
para que adornes tus cabellos
y mi hoguera
y mi pelambre

Amarte es un deporte de riesgo,
viaje de regreso a Ítaca,
morder con el hambre de una estrella,
llorar manchones de tibio atardecer

Oh, bella Helena
No en vano vistes nombre de tragedia
sobre tu cuerpo de cariátide

En él moran mis sueños cuando mueren….

Sueños soñados en el cáliz de tu abdomen

21 comentarios:

C C RIDER dijo...

Raptar a Helena o seducirla, ambas opciones son trágicas en sí mismas encerrando un ejercito sanguinario. Una pregunta, ¿el amor es un caballo de troya?

vera eikon dijo...

Creo que sí. El amor es un caballo de Troya. La pregunta es ¿para quién? Bico

José Antonio Fernández dijo...

Muy buen poema, Vera. Las imágenes son preciosas. Por cierto, la foto de la cabecera del blog creo que es nueva, ¿no?, Es muy bonita. Algún día me has de explicar el significado del nombre del blog, si quieres, claro.
Un abrazo.

vera eikon dijo...

Gracias José Antonio. Y sí, la foto es nueva. Llevaba mucho tiempo buscando una que encajara, y hoy me acordé de esta que tuve un tiempo en mi perfil del facebook. La fotógrafa es Emily Tebbets y sólo tiene 19 años. Me gusta porque da la impresión de que ella se adentra en un mundo misterioso y desconocido, con el paso danzarín de un pájaro. Esa es la sensación que tengo cuando escribo un relato. La de estar adentrándome en un mundo que incluso para mí conserva intacto su misterio. Como en un viaje mágico. Y lo del nombre del blog te lo explico encantada. Claro que es demasiado extenso para un comentario(o quizás no, pero yo no sé decir las cosas en pocas palabras. Soy la princesa de la divagación)
Un abrazo

Aka dijo...

Bello poema, siempre queda la opción de dejarse seducir por una sirena,... aunque mejor pensado no, eso suele acabar con el navío zozobrando.
Un beso.

José Antonio Fernández dijo...

Pues cuando quieras, Vera. Soy todo oidos, o mejor soy todo pantalla.

vera eikon dijo...

Ay!Aka, siempre he creído que lo fundamental es dejarse seducir, aunque luego nos sobrevenga la desgracia. Pero a la hora de la verdad mis actos contrarian a este pensamiento, y acabo amarrándome al mástil, con cera en mis oídos... Besos

vera eikon dijo...

Prepárate José Antonio, no respondo de mis divagaciones....

emmagunst dijo...

...Son mis pasos tan huérfanos sin ti
que calzan agujeros y no huellas...

cuánta desazón!!!

Lo leí entero una y otra vez, pero me atrapó esa frase que desgarra.

(bicos) ;)

Carmela dijo...

Realmente atrapa este poema Vera y todas sus imágenes son bellas, pero quizás me quede con la misma que Emma, es tremenda.
Besos

El hombre de Alabama dijo...

Los clásicos nunca mueren. Bien reciclados, tampoco.

ana dijo...

me sumo a las que quedamos atrapadas en los primeros versos, què bien dibuja la orfandad, el agujero que nos calza.. ahí estoy ...
bicos caribiños
anamaría

Sarco Lange dijo...

Hay una estrella de mar entre las rocas. Y las algas son su dios.

vera eikon dijo...

Sí, Emma, a veces a mí me pasa que me quedo colgada de una frase, y la acaricio hasta la saciedad. Pero es que siento que cuando uno se aleja del amor (sobre todo cuando un día nos despertamos por la mañana y nos enfrentamos al vacío de los días que nos vienen)no puede evitar sentir sus pasos como los de un autómata. Alguien que no deja huella.En fin...Besos

vera eikon dijo...

Es verdad, Alabama. Nos encanta retornar a los clásicos, y a los mitos....

vera eikon dijo...

Carmela, cómo nos enganchamos de lo triste!!! Es tan fácil sentir empatía ante la desazón....Besos!!!

vera eikon dijo...

Sí, Ana, pero que no nos atrape demasiado tiempo. Debemos aprender a calzarnos de nuevo las huellas. Biquiños...

vera eikon dijo...

Sí, Sarco. Muchas cosas bellas se encuentran en las rocas. Sólo hay que saber ver. Un abrazo

El Joven llamado Cuervo dijo...

En ese lugar, precisamente, es en el que sueño soñar el próximo sueño.

vera eikon dijo...

Oh! Qué usurpador, Darío! Quieres robarme mi lugar...

teresalaloba dijo...

Te agradecería que pusieras el enlace a esa foto "Variaciones sobre Modigliani de Rafael Alonso" o su autor, que soy yo, como TeresalaLoba :

http://www.flickr.com/photos/teresalaloba/3936130723/in/set-72157618460274087

Gracias !!